jueves, junio 27, 2013

2do día en Expo Restaurantes 2013

Ayer lo que me sorprendió fueron dos productos en particular: El cardamomo y el Taro por ser el sustento de campesinos mexicanos. 

El cardamomo es una especia que se la debemos a la India,  Birmania, Sri Lanka, Tanzania, Vietnam y Guatemala (famosísimos por sus chicles). En México es una semilla pequeña si la comparamos con la hindú. Hay que decir que es una semilla muy cara, junto con la vainilla y el azafrán. su aroma es alcanforado, al morderse es fresca y poquito picante y caliente al final. Aquí en México se cultiva, se transforma en licor de cardamomo además de venderla a granel que va de los $1, 200 a los $700 pesos el kilo (según resultado de la producción).

Por su parte el Taro, una delicia japonesa que yo había conocido en helado en méxico gracias al ingenio se vende desidratado, en mermelada y licor. Se exporta a California y Nueva York, esas si son buenas noticias para los agricultores. México tiene un extraordinario territorio con diversos climas que hacen esto posible, aquí se dan frutos que no es fácil en otros lados, por ejemplo la litchi -de Sinaloa- que ya es bien conocida por todos o la Yaca, fruta a la cual le gusta el clima de Puerto Vallarta. 



Page copy protected against web site content infringement by Copyscape

No hay comentarios.:

¡Ideas del Tostador!

¡Ideas del Tostador!